Día: 19 febrero, 2014

Entrevista a Nacho Martín: “Tu cabeza es casi más importante que tu cuerpo. Detrás de todo gran jugador hay una gran mentalidad.”

Hola Nacho. El trabajo de todos estos años te ha posicionado como un jugador nacional reconocido. Mirando hacia atrás, ¿cuál crees que ha sido el momento que ha marcado el punto de inflexión en tu carrera?

Después de tantos años jugando a baloncesto profesionalmente y aterrizando en tantas ciudades podría decir que he pasado por dos puntos de inflexión o momentos claves en mi carrera. El primero fué la pérdida de mi padre, me hizo ver el baloncesto y la vida de manera diferente, hay MUCHO más que deporte/trabajo en nuestras vidas, aunque a veces nos obsesionamos con ello. El segundo momento clave fue fichar en Valladolid. Mi ciudad, mi familia, amigos… Me hizo recuperar la ilusión que había ido perdiendo y tuve la suerte de tener entrenadores que confiaron en mí con los ojos cerrados. Roberto González fué el culpable de que yo llegase a ser invitado con la selección española. Le debo mucho.

Siempre has dicho que estar en el Barça de Bodiroga, Nacho Rodríguez, Fucka, Navarro, etc. te ayudó mucho, que era el equipo de más calidad en el que has jugado. ¿Qué aprendiste en aquellos días que te ha servido para llegar a donde estás hoy?

f40203.v1334158623

Aprendí muchas cosas de aquel equipo. Cada jugador tenía una característica especial fuera de sus habilidades en el basket. Intenté absorber lo mejor de cada uno de ellos. La ética de trabajo de De La Fuente, el carácter ganador de Bodiroga, la garra de Nacho Rodríguez, el descaro de Saras, el liderazgo de Juan Carlos, etc.

Creo que eres un ejemplo de que aunque algo no parezca fácil no por ello será imposible. Has ido derribando los muros que obstruían tu camino y romper las expectativas del gran público consiguiendo cada año subir un escalón. Todo lo bueno que has logrado, ¿ha sido un objetivo en tu mente con el que te has motivado hasta lograrlo?

NachoMartinGranCanaria

Yo nunca he tenido una meta o un sueño fijo. Simplemente siempre he querido y quiero demostrar que puedo jugar entre los mejores. No quiero premios, ni títulos, ni nada de eso. Sólo quiero que me recuerden como un jugador que estuvo en la élite muchos años y que llegó allí a base de currárselo y de confiar en si mismo. El camino no ha sido fácil, pero ahora miro hacia atrás y estoy orgulloso de mi constancia y dedicación. Nunca he abandonado. A día de hoy, y desde que tengo uso de razón, mi motivación para seguir en esto es mi padre. Quiero que esté orgulloso de mí. Todo lo hago por él.

En la GIGANTES DEL BASKET de febrero aparece un reportaje a Sergio Rodríguez en el que confiesa que una de las claves para alcanzar su nivel actual ha sido mantener una rutina que le ayuda. Hace Leer más

Compartir en redes socialesFacebooktwittergoogle_pluspinterest

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies